esp
  • Molde de gofres para preparar gofres de frutas
    Estos gofres rellenos de fruta son originarios de los cantones del este de Bélgica y de las regiones alrededor de Luik y Verviers. Estas regiones también son conocidas por sus variados cultivos de frutas que vienen de antiguo.
     
    El relleno puede ser dulce y estar compuesto de muchos tipos de fruta, o sabroso p.ej. con una combinación de jamón y queso.
    Más info
    Molde de gofres para preparar gofres de frutas
  • Molde de gofres para conos de helados
    Los conos de helados se hacen de gofres ligeros y crujientes. Recién hechos son blandos y flexibles, después de enfriarse se vuelven duros y crujientes.
    Más info
    Molde de gofres para conos de helados
  • Molde de gofres para gofres de mantequilla
    Los gofres dulces pueden hornearse hasta que queden crujientes o algo más blandos, y se preparan con mantequilla fresca.
    Más info
    Molde de gofres para gofres de mantequilla
  • Molde de gofres para gofres en forma de corazón
    Este gofre es originario de Alemania y se conoce con el nombre de 'Bergische Waffel'. Se hace de una masa densa que después de hornearse tendrá un núcleo blandito y una cara crujiente.
     
    Los gofres en forma de corazón son comercializados en cafés, pastelerías y en las secciones de pastelería y repostería de grandes almacenes.
    Más info
    Molde de gofres para gofres en forma de corazón

La empresa HVD

Isidoor Van Damme comenzó en el año 1922 con la producción de moldes para gofres en Bruselas. Su hijo Herbert continuó con la producción y amplió la exportación.
 
Poco a poco, los gofres de Bruselas y sus moldes consiguieron fama mundial. La exposición mundial del año 1964 en Nueva York, supuso el lanzamiento definitivo al mercado americano. A pesar de ello, los americanos pasaron rápidamente a preparar un tipo de gofre que variaba de los gofres originales de Bruselas, es decir del gofre original belga, probablemente por contener integredientes distintos. Estos gofres se llaman 'gofres belgas', aunque no lo sean en realidad, sino que se trata de un concepto genérico para distintos gofres de Bélgica.

Después de los EE.UU. vino Japón que se especializó poco a poco también en gofres, mejor dicho, en el gofre Lüttich. Estos gofres destacan por el azúcar granizado que contienen. Las regiones alrededor de Tienen y Lüttich son el centro de la producción de azúcar de caña en Bélgica. Este azúcar de caña es un ingrediente esencial del azúcar granizado, que está generosamente presente en el gofre Lüttich.

Hubert van Damme representa su producto en cuerpo y alma por todo el mundo y es sobradamente conocido por sus amplios conocimientos sobre el arte de la fabricación de gofres. En el año 2002 la empresa fue adquirida por Benny Pitteurs quien adquirió su experiencia en la exportación en el sector de las máquinas y hornos panaderos. Hubert van Damme ya está jubilado y viaja por todo el mundo, siguiendo las huellas de sus moldes de gofres.

En los últimos años, HVD ha crecido gracias a la aplicación de nuevas tecnologías y modos de producción. Se han conquistado nuevos mercados participando en ferias en cooperación con la Flanders Investment and Trade, Brussel Export y Agence Wallone d'Exportation.